Marcolini contra el impuesto al vino

El intendente se mostró en desacuerdo con la idea de la nación de gravar el vino

El proyecto que el ministro de Hacienda de la Nación, Nicolás Dujovne, presentó la semana pasada y que busca gravar el vino, logró que todos los sectores políticos tuvieron el mismo mensaje: en contra de la medida.

El último en alzar la voz en contra de esta idea fue el intendente de General Alvear, Walther Marcolini, quien consideró que “es una industria que no tiene que ser regulada ya que forma parte de las economías regionales”.

El Gobierno Nacional pretende un incremento de alícuotas de impuestos internos a productos como el vino del 10% y a espumantes del 17 %, porcentajes que pasarán a tributar gradualmente en un plazo de tres años, al ser consideradas como bebidas perjudiciales para la salud, puntos que no cayeron muy bien en los mendocinos.

El jefe comunal, quien estuvo la semana pasada en reunión con legisladores nacionales y con el ministro de Economía, Infraestructura y Energía, Martín Kerchner, en la Ciudad de Mendoza, aseveró que es una industria que no tiene que estar regulada, porque son economías regionales y la misma “se diferencia de las demás bebidas alcohólicas como las cerveza o las blancas”.

Esto ha generado una reacción muy importante de consenso de toda la industria y el Gobierno Provincial. “El gobernador Alfredo Cornejo junto con el ministro Martín Kerchner están trabajando para encontrar una salida. Creemos que los espumantes y el vino no deben estar grabados, entendemos que hace falta hacer importantes reformas impositivas en la Argentina, entendemos que hay otros sectores u otras actividades que pueden grabarse y no afectar a economías regionales como la nuestra”, declaró el intendente.

Comentarios