Avanza la obra del acueducto Bowen-Canalejas

El ministro de Economía, Infraestructura y Energía de Mendoza, Martín Kerchner, y el intendente de General Alvear, Walter Marcolini, recorrieron la obra del acueducto Bowen-Canalejas, una obra que llevará agua a producciones ganaderas al gran parte del secano alvearense y ampliará la frontera productiva del sur mendocino beneficiando un área de más de 948.000 hectáreas.

El acueducto, ejecutado por Obras Andinas, lleva un avance de obra superior al plan de trabajo. El proyecto total -de 510 km- incluye un acueducto principal que unirá al distrito productivo de Bowen con el paraje de Canalejas, y 4 ramales secundarios: Los Huarpes; La Mora sur; La Mora norte; y Corral de Lorca.

Tanto Marcolini como Kerchner destacaron que el avance de obra es superior al plan de trabajo, con 15 km ya construídos en uno de los ramales secundarios (Los Huarpes).

La inversión total del acueducto es de 182 millones de pesos, con un plazo de obra de 18 meses. Se destacó la inversión de Obras Andinas que ya compró la totalidad del material que se utilizará durante los dos años de trabajo, por 4 millones de dólares.

Algo que el gobierno de Mendoza había anunciado en su momento era el proyecto de trabajar con mano de obra de la zona y de ese modo ayudar a reactivar, tanto el movimiento económico de General Alvear, como el empleo en la zona. Así, la treintena de obreros que trabajan en el acueducto son de Gral. Alvear, como también lo es VK, la empresa subcontratista.

Desde Obras Andinas destacan la importancia que tendrá el acueducto en la fuerza productiva del sur mendocino. 180 productores ganaderos se verán beneficiados con el agua, que se tomará en Bowen de perforaciones y, tras pasar por plantas presurizadoras, llegará a los campos para regadío y consumo del ganado.

Esos productores son los que se acercan a ver el avance de obra y remarcan su esperanza en esto, que les cambia las perspectivas a futuro. “Cuando el proyecto esté funcionando se va a duplicar el stock ganadero en la zona. Estas son las mejores pasturas de Mendoza, y sólo nos faltaba el agua”, dijo uno de ellos a Sitio Andino.

Una obra que lleva esperanza al sector ganadero

La construcción Acueducto Ganadero prevé el desarrollo de una red presurizada abierta para abastecer de agua a los animales y consta de varios componentes, como la extracción de agua subterránea, reservorio comunitario, ramales paralelos secundarios y terciarios y bovinas comunitarias.

Mauricio López, referente del clúster ganadero dijo a Sitio Andino -en la presentación de la obra- que “para el sector privado es genial porque nos motiva a seguir trabajando, por que trabajar en el diseño de semejante obra y tener el apoyo de la gestión de turno motiva mucho a los equipos de trabajo, estamos muy agradecidos a los referentes de esta gestión tanto provincial como local, no tenemos más que palabras de agradecimiento”, opinó.

López contó que desde hace muchas décadas se sabe que en la zona están los mejores campos ganaderos de la provincia, con mejores virtudes pero con la peor calidad agua de la provincia.

“Hay agua pero con niveles de sales que son tóxicos para los bovinos, se ha logrado adaptar la hacienda pero produce mal. El impacto que vamos a tener es que vamos a bajar un 50% la cantidad de hectáreas que necesitan para cada vaca para que pueda producir, esto va de la mano con las inversiones que tendrán que hacer los dueños de los campos, estamos buscando inversiones para ayudarlos por que la obra es hasta la puerta del campo y está contemplado cañerías para que los lleven a sus lugares estratégicos”, terminó.

Comentarios