«Vuelto Virtual», la innovadora idea de dos jóvenes para recuperar el vuelto

Dos jóvenes universitarios del distrito de Bowen se consagraron ganadores de un certamen nacional denominado «Desafío Cash», que fue organizado por el Banco Santander.

Esteban Aguilera tiene 30 años, es estudiante de Derecho, quien junto a Valentina Díaz de 24 años, estudiante de Ciencias Económicas, formaron en General Alvear el equipo D&A y tuvieron dos innovadoras ideas con el objetivo de reducir el uso del efectivo que los hizo ganar, entre 400 propuestas de todo el País.

Uno de los proyectos es el vuelto electrónico y otro tiene que ver con la unificación de medios de pago.

Por un lado, un proyecto es «Cash back: billetera de vueltos», que mediante una aplicación los consumidores tendrán la posibilidad de obtener el vuelto de sus transacciones, que no recibe en efectivo y le será depositado en una cuenta asociada a su DNI, a través de un depósito que se realizará mediante una aplicación.

D&A también propone una «Tarjeta única» asociada a una aplicación de celular que concentra todos los plásticos del usuario (débito, crédito, trasporte), con la posibilidad de «mutar» en cada uno según la necesidad del momento y tal como lo vea conveniente el usuario, ya que esto implica beneficios como descuentos, promociones y además consejos útiles para tener una educación financiera.

Valentina contó cómo fue que surgió la idea: «Entré a la página del banco Santander, vi el desafío, completé los requisitos y si bien teníamos varias ideas elegimos estas dos. Luego de un mes nos avisaron que habíamos quedado entre los mejores veinte, tras una presentación frente al grupo de finanzas del banco pasamos a la final».

«Nosotros estamos convencidos en cambiar algo del mundo mediante el uso de la tecnología en situaciones cotidianas, haciendo amena y agradable la situación de comprar. Siempre pensamos en la ida del dinero y no en el retorno. Con la billetera virtual de vuelto rompemos con esa lógica y con el enfoque de que cuando retirás un billete del cajero, ya lo perdiste», planteó Esteban, uno de los creadores.

El joven contó una anécdota que sirve para enmarcar este proyecto: «Como a todos, a nosotros nos mandaban al kiosco. Un día me mandan a comprar caldos, tenía cien pesos y compré diez caldos, era en total 93 pesos, o sea que me sobraban siete pesos, el cajero me ofreció otro caldo y le respondí que ya tenía diez, once ya eran demasiados.

El día que teníamos que elegir con qué idea íbamos primero ya que habíamos tenido la fortuna de que los dos proyectos continuarán, entonces recordé esta anécdota y pensé que es algo cotidiano: son siete pesos multiplicado por 15 mil bowenses, por 40 mil alverenses, dos millones de mendocinos y 650 millones de latinoamericanos».

El Banco buscaba propuestas para reducir el uso de efectivo en Argentina, resaltó Valentina y agregó: «de todos los equipos que participamos, se eligieron 20 que pasamos a la instancia de semifinal, que debido a la pandemia fue virtual, donde hicimos una exposición del proyecto. La final fue el jueves pasado y ahí quedamos en primer lugar. Más allá del premio económico, lo más satisfactorio fue haber participado y conocer las ideas innovadoras de jóvenes de otras partes del país».

El jurado del evento valoró el potencial de la iniciativa mendocina, que en 2021 podría transformarse en una realidad. Cuando la situación epidemiológica lo permita, los jóvenes viajarán desde General Alvear, Mendoza, hasta Buenos Aires para trabajar con el equipo de Santander en el desarrollo del producto.

La Municipalidad se puso a disposición de este proyecto, de hecho fueron recibidos por el intendente y algunos de sus allegados. «Desde la Delegación municipal, la Agencia de Ciencia y Tecnología y la Dirección de Comunicaciones se van a afectar los recursos y esfuerzos que sean necesarios para avanzar en los proyectos de D&A», se comprometió Carlos Ponce, Secretario de Desarrollo e Innovación de la comuna local.

Comentarios


Contenido Relacionado